Desarrollo de las Etapas Prelaterales, Contralaterales y Laterales

Tipos de Lateralidad

La lateralidad se produce en diferentes fases de desarrollo:

  • Entre 0 y 24 meses: tiempo de indefinición o de manifestación imprecisa.
  • Entre los 2 y los 4 años: definición con alternancia de las dos manos en acciones que lo requieren.
  • Entre los 4 y los 7 años: periodo de automatización o preferencia instrumental para la mayoría de niños.
  • Entre los 5 y los 10 años: se desarrolla la lateralidad.

Por otra parte, también podemos hablar de fases prelaterales, contralaterales y laterales:

  • Desarrollo de las etapas prelaterales: el niño va desarrollando las etapas prelaterales a través de su desarrollo sensorial y de sus movimientos. Cuando un bebé gira sobre los dos lados del cuerpo, alrededor de los seis meses, va activando ambos hemisferios cerebrales y va estableciendo su fase prelateral de forma adecuada. De la misma forma sucede con los ejercicios de reptado en el suelo y de gateo. Si un niño voltea sólo hacia un lado, o no mueve los dos lados del cuerpo por igual, nos está indicando que ejercita más un lado del cuerpo que el otro. En este caso, el niño puede establecer de forma inadecuada su lateralidad en el futuro.
  • Desarrollo de la contralateralidad: al principio, el niño realiza sus movimientos de reptado de manera homolateral y, posteriormente, los hace de forma contralateral. Cuando empieza a utilizar las dos piernas y los dos brazos se van resolviendo las asimetrías y va automatizando los patrones de movimiento de manera adecuada. Al desplazarse de forma contralateral, el niño es capaz de coordinar el brazo derecho con la pierna izquierda y el brazo izquierdo con la pierna derecha. Con ello:
    1. En el sistema nervioso central se activa la vía cruzada de movimiento (vía de control voluntario).
    2. Se pone en funcionamiento la actividad del Cuerpo Calloso.

A los 3 años se consolida la coordinación contralateral y el trabajo sensomotriz interhemisférico. Los niños que no han incorporado bien el patrón de coordinación contralateral tienen más dificultades para realizar estos movimientos.

Las características de los niños que realizan bien los patrones contralaterales son:

  • Desarrollan los esquemas para la orientación espacial y temporal.
  • El niño entiende los significados de las palabras como lejos, cerca, fuera, ayer, hoy y las sabe utilizar correctamente.
  • Aprende a tener conciencia unitaria de aquí y ahora.
  • Va madurando hasta el establecimiento de su dominancia cerebral: alterna la actividad de un hemisferio y otro, y va progresando en el lenguaje porque su hemisferio izquierdo empieza a tomar directrices de muchas funciones. Esto explica que muchos niños que tienen dificultades de lenguaje, también las tengan en su desarrollo motriz.

Desarrollo de la Lateralidad: cada hemisferio cerebral funciona con cierta especialización, pero ambos intervienen en la mayor parte de acciones que realizamos. El desarrollo de los procesos de comunicación entre ambos hemisferios, con la dominancia bien establecida a través del Cuerpo Calloso, hace posible un buen nivel de aprendizaje:

  • La distribución jerárquica de sus funciones.
  • La realización de cada función a su nivel.
  • El establecimiento de los automatismos de base para el aprendizaje.
  • Si no existe el nivel de desarrollo adecuado, los circuitos superiores se dedican a resolver lo que no pueden realizar los inferiores, por lo que no pueden dedicarse a sus funciones de orden más superior. Se pueden bloquear circuitos superiores, se saturan y no ejercen su función.

Fuente Original: Desarrollo de las Etapas Prelaterales, Contralaterales y Laterales.

«Tratamiento propioceptivo y dislexia» Patrick Quercia

PATRICK QUERCIA

El Dr. Patrick Quercia tuvo un hijo disléxico, lo que le motivó a dedicar su vida a investigar en este campo.

En su libro “Tratamiento propioceptivo y dislexia”, expone:

“En el disléxico existe un problema propioceptivo fundamental, cuyo origen podría ser genético, responsable de un desarrollo anormal del conjunto percepción-acción, que tiene como consecuencia perturbaciones sensoriales y cognitivas mayores”

Dicho de otro modo, tendríamos disléxicos aún cuando no enseñáramos a leer y escribir. La lectura sólo pone en evidencia estas dificultades de base que tienen que ver con mecanismos perceptivos, tanto del exterior y de nuestro propio cuerpo, mal adaptados a la actividad que estamos realizando. Cuanto más difícil es esa actividad, como es el caso de la lectura, más se pone de manifiesto la desadaptación.

Carlos Alós

Fuente: https://dislexiaytdha.wordpress.com/2017/09/08/patrick-quercia/

¿Hay un 10% de personas zurdas?

¿HAY UN 10% DE PERSONAS ZURDAS?

Hay que tener presente que el número de zurdos en algunos países es mayor que el número de zurdos que pueda haber en España, por ejemplo. Que yo sepa, a día de hoy, no existe una explicación científica que explique esta diferencia, pero lo cierto es que hay países en los que se conduce al contrario de como lo hacemos nosotros, el volante está situado a la derecha o existen culturas que escriben de derecha a izquierda (árabe).

Los diestros son mayoría, pero eso no quiere decir que los zurdos no existan y debemos ayudarles a desarrollar correctamente su lateralidad zurda y a adaptarse a una cultura diestra.

La verdad es que, en los últimos años, he tenido la oportunidad de visitar y diagnosticar a muchos niños considerados zurdos, que presentaban problemas de organización y de rendimiento y, tras explorarlos a fondo, el diagnóstico era “diestro contrariado”.

Han proliferado muchos más zurdos de los que realmente existen. Hace cuarenta años e incluso más, la lucha consistía en que se permitiera a un niño zurdo ser y actuar como tal. La sociedad no se lo ponía fácil. Incluso, si nos remontamos muchos más años, todos hemos oído historias, como la de mi abuela, a la que le ataban la mano izquierda a la silla para obligarla a escribir con la derecha.

Hoy día, en cuanto un niño pequeño muestra cierta preferencia por la utilización de la mano izquierda, automáticamente se considera que es zurdo y, para contrarrestar los errores de épocas anteriores, se le anima y estimula a utilizar la izquierda.

A veces, puede ser un error garrafal. Hay padres que refieren “mi hija es zurda desde que era un bebé”. ¡Cuidado! Es un error, los bebés no tienen definida la lateralidad, inicialmente las respuestas deben ser bimanuales, es fisiológica la alternancia entre una mano y otra hasta los cinco años de edad.

Hay niños pequeños que muestran respuestas predominantemente zurdas, lo cual no quiere decir que lo sean necesariamente. Hay casos en que detectamos un bloqueo, una incorporación escasa o nula del lado derecho del cuerpo y, por tanto, de la mano derecha.

Lo que está claro es que, alrededor de los cinco años, el niño antes de iniciar el proceso de aprendizaje de la lectoescritura y de las matemáticas, debería estar correctamente lateralizado, ya fuera como diestro o como zurdo.
La realidad no siempre es así y un número considerable de niños inician la Educación Primaria sin estar correctamente lateralizados y ahí empiezan los problemas para algunos de ellos.
Tampoco se nos deben pasar por alto los niños que “en teoría” son zurdos o al menos se comportan como tal, porque su lateralidad se ha visto condicionada por un problema visual o por un oído repetidamente penalizado por otitis durante los primeros años de vida, por bloqueos craneales, por poner sólo un par de ejemplos.
También se dan algunos ejemplos de una definición lateral tardía y, en vista de que el niño no acaba de determinarse, se decide que sea zurdo, “porque parece que utiliza más la izquierda”.
Con todo esto, queremos decir que los zurdos por supuesto existen y parece ser que ya existían en la antigüedad, pero que no son necesariamente zurdos todos los que parecen serlo y, ante la duda, mejor cerciorarse. Es importante para el futuro de los niños.

Dra. Mª del Mar Ferré Rodríguez
Medicina integrativa homeopatía y medicina biológica infantil y de adulto desarrollo infantil prevención senso-psicomotriz trastornos de la lateralidad y de la atención biofeedback medicina de familia
col. nº 35.398

Publicado en Febrero de 2018 en www.jorgeferre.com

Evaluación de las actividades oculomotoras y visomotoras en la de aprender a leer

Os dejamos un nuevo Trabajo Final de Grado realizado por Sandra Fernández Román en junio de 2014, y dirigido por la profesora de la Facultad de Óptica y Optometría de Terrassa: Montse Augé.
El objetivo de TFG es: Evaluar en niños de 1º y 2º de primaria, la función, la eficacia y la percepción del sistema visual; para detectar disfunciones que puedan interferir en el proceso de aprendizaje de la lectoescritura.

 RESUMEN DEL TRABAJO FIN DE GRADO

Objetivo: Evaluar en niños de 1e y 2º de primaria, la función, la eficacia y la percepción del sistema visual; para detectar disfunciones que puedan interferir en el proceso de aprendizaje de la lectoescritura.

Método: Realización de cribados visuales a 152 niños de 1º y 2º de primaria, se ha elegido este target debido a que se trata de una edad en la que se inicia el aprendizaje de la lectoescritura. Se ha evaluado el estado refractivo, la visión binocular, la acomodación, la visión del color, las habilidades oculomotoras, la coordinación ojo-mano y la percepción visual. Se han hecho servir pruebas como el DEM, el T.A.L.E.C., el grafomotor de Wold y test de velocidad lectora.

Resultados: Este estudio demuestra que los niños que tienen un DEM de tipología II o IV requieren de más tiempo para realizar la prueba de Wold y el T.A.L.E.C. En referencia al test de lectura, cuanto mayor sea el tiempo del test menos letras será capaz de copiar en el grafomotor de Wold.

Conclusiones: Con los resultados obtenidos en los cribados visuales, se ha llegado a la conclusión de que existe una elevada relación entre las habilidades oculomotoras y visomotora con las tareas de leer y escribir. Por lo tanto, un niño que tenga una disfunción en las habilidades oculomotoras presentará una dificultad para el aprendizaje de la lectura y la escritura.

Leer el documento completo: pdf TFG_S.Fernandez

Presentación elaborada por Rocio Villena Requena
Diplomada en Óptica Y Optometría
Máster en Optometría y Ciencies de la Visión
Miembro de la ACOTV

Referencia: http://www.acotv.org/es/blog/123-tfg-evaluacion-actividades-oculomotoras-visomotoras.html

Entrevista al Dr. Jordi Catalán Balaguer

Entrevistar a todo un especialista en el desarrollo de los más pequeños y conocer cuáles son algunas de las principales claves a tener en cuenta profesionalmente para responder adecuadamente a las exigencias escolares, ha sido toda una gran experiencia que queremos compartir.

Dr. Jordi Catalán Balaguer 

 

Dr. en Medicina, especialista en desarrollo infantil

Integrante y fundador del Instituto Médico del Desarrollo Infántil

 

«Claves para iniciar el extraordinario y apasionante camino del conocimiento»

 

¿Como puede afectar a un mal desarrollo psicomotriz en la visión?

Debemos tener presente que las funciones del cerebro se organizan gracias a las experiencias que experimenta el niño durante los primeros meses de vida. Cuando más adecuadas y completas sean las experiencias motrices, sensoriales y emocionales, más amplias y sólidas serán las conexiones de las distintas áreas cerebrales.

Una base psicomotriz mala hará que el movimiento del cuerpo y en especial de los ojos no sea preciso, que los movimientos de acomodación, los sacádicos … sean incorrectos, que la motricidad ineficaz no permita una buena binocularidad … Incluso está demostrado que algunos estrabismos están relacionados con una deficiente organización de las etapas prelaterals, en las que se estructura la coordinación contralateral.

Una buena base psicomotriz es esencial para tener una buena función visual.

  ¿Es probable que el aumento de tecnologías digitales interfieran en la atención en clase?

Estoy convencido de que así es. Hoy los niños están acostumbrando desde muy pequeños a recibir estímulos muy ricos en imágenes y sonidos a corta distancia. Aprenden a estar muy concentrados en una pequeña pantalla, con una visión muy reducida (ignorando la visión periférica), una escucha muy limitada, empobreciendo la relación con su entorno. Estas tecnologías captan la atención de forma pasiva, el niño está capturado por los estímulos.

Si esta mala práctica es excesiva no se consigue desarrollar la atención activa. El niño suele estar atento si los estímulos son muy intensos. Desgraciadamente en el aula no se pueden seguir estas dinámicas y se hace necesario que el niño active la atención. Solo lo hará si el tema es de su interés, sino estará ausente.

También es frecuente que niños muy imaginativos, si lo que se le explica no es muy atractivo, esté pensando en sus cosas y muchas veces son las partidas de las «maquinitas».

¿Cuál es la importancia de una buena lateralidad en el aprendizaje escolar?

Para que sea posible responder adecuadamente a las exigencias escolares es necesario que el niño tenga una buena organización lateral. La lateralidad es una etapa evolutiva del desarrollo neuro-senso-psico-motriz que se caracteriza por dar orden en la intervención de las distintas áreas cerebrales.

En la etapa lateral se ha desarrollado mucho el lenguaje, la organización espacial, el control y la inhibición motriz, la manipulación más hábil de una mano, el predominio de un ojo, de una oreja, se interpreta eficazmente la información de los mensajes orales, es capaz de resolver las simetrías y las coordenadas en el papel. El Cuerpo Calloso puede desarrollar plenamente su función si las otras estructuras neurológicas actúan con armonía.

Si en niño / a tiene una buena lateralidad podrá integrar los conocimientos con menos consumo energético.

¿Cree que hay una tendencia a sobre-diagnosticar niños as como TDAH?

Sin duda. Muchas veces se eleva a enfermedad lo que puede ser un síntoma.

La falta de atención puede producirse por visión ineficaz, dificultad auditiva, falta de interés por las actividades que se proponen, falta de capacidad para resolver lo que se plantea, dislexia, dispraxia, desorden neurofuncional (lateralidad tardía, cruzada, contrariada. ..), problemas emocionales (bullying, separación de los padres …)

De hecho el diagnóstico oficial del TDAH está basado en observaciones subjetivas respecto a la atención, no se contempla de ninguna manera la posibilidad de tener otras alteraciones que generen la baja atención.

¿Qué se debe tener en cuenta cuando aparecen inversiones en la escritura?

Primero hay que saber porque pasa y luego actuar en consecuencia.

La primera posibilidad es que el niño/a aún no esté preparado para resolver los aspectos espaciales que se le están planteando cuando se le pide que escriba grafías asimétricas. Su lateralidad no está estructurada.

Otro posible desorden es una deficiente organización lateral, puede ser cruzada, contrariada …

Una percepción visual inmadura o desordenada.

Insuficiente conocimiento del esquema corporal y del espacio bidimensional.

Dispraxia o dificultad para realizar automáticamente los movimientos, en este caso las grafías.

¿Cree que el sistema de aprendizaje escolar de la lecto-escritura sigue el ritmo de madurez que debe tener el sistema nervioso?

Hay pequeños síntomas de cambio en algunos programas académicos, pero ciertamente todavía se ve una importante falta de conocimiento de la evolución neurológica a la vez de marcar el «tempo» en la introducción de los aprendizajes de la lectura y de la escritura.

El mayor problema es que no se tiene en cuenta la madurez individual de cada niño/a. La edad cronológica todavía marca el punto de partida de este importante aprendizaje y muchas veces es demasiado pronto para la gran mayoría de alumnos.

Cuando más tarde se iniciara este conocimiento, más niños estarían en condiciones para lograrlo, más niños disfrutarían de incorporar un aprendizaje tan valioso. Demasiadas veces este proceso va acompañado de sufrimiento, esfuerzo excesivo, sensaciones de incapacidad, primeros impactos de fracaso escolar, con sus consecuencias: tensiones, baja autoestima … en todo caso una lastimosa manera de iniciar el extraordinario y apasionante camino del conocimiento.

Estas han sido las opiniones del Dr. Catalán ha compartido con nuestro compañero Marc Argilés, nos sentimos muy agradecidos por habernos regalado unos instantes de su tiempo tan preciado con una excelente predisposición. Y queremos también felicitar a Marc por la entrevista que ha sido un gran gesto para compartir conocimientos.

Entrevista realitzada per: Marc Argilés Sans

Diplomado en Óptica y Optometria
Máster en Optometria y Ciéncias de la Visión
Miembro de la ACOTV

Referencia: http://www.acotv.org/es/blog/8-entrevista-al-dr-jodi-catalan-balaguer-2.html

Estudio: Una intervención temprana puede dar dividendos en el aula

Estudio: Una intervención temprana puede dar dividendos en el aula

Un estudio recientemente subraya como la visión puede contribuir al éxito académico de los niños y el papel de los optometristas

 

Todos sabíamos ya, que los problemas visuales pueden provocar problemas en el aprendizaje. Os presentamos un artículo publicado por la AOA (American Optométric Association) donde se resume las conclusiones de un estudio (que también os enlazamos) en el que se concluye que hasta un 70% del aprendizaje diario en el aula exige una buena visión lejana, buena visión cercana, flexibilidad y uso continuado de la convergencia acomodativa.

«Incluido en el desarrollo infantil para principiantes, los ojos y la visión son los pioneros para que el bebé se desarrolle en el mundo que le rodea».

Publicado en el International Journal of Educational Research,el estudio analizó el impacto de una mala visión en el suceso académico de 109 escolares, específicamente niños de 8 y 9 años en tercer curso. «La estimulación multisensorial es esencial en el desarrollo precoz, ya que fomenta el aprendizaje y la plasticidad cerebral», escribieron los investigadores de la Universidad de Tecnología de Queensland.

Según un estudio australiano realizado con alumnos de quinto y sexto curso, publicado en «Optometría Clínica y Experimental«, hasta un 70 por ciento del aprendizaje diario en la clase requiere una buena visión lejana, proximidad aguda, flexibilidad y uso continuado de la convergencia acomodativa.
En el estudio de abril, los investigadores encontraron que el 30 por ciento de los estudiantes de tercer curso identificados como «límites» o «insatisfactorios» tenían resultados «significativamente más bajos» en las pruebas nacionales estandarizadas de lectura, gramática, puntuación, ortografía y aritmética que sus compañeros. Los estudiantes fueron evaluados inicialmente y luego referidos para exámenes oculares más completos.
La AOA recomienda encarecidamente exámenes oculares completos entre los seis meses y un año para los niños y enfatiza las limitaciones de los exámenes.
«Estos resultados son importantes, no sólo en términos de una evaluación precoz de los problemas visuales de los niños, sino también a la hora de corregir los problemas de visión para así garantizar un buen funcionamiento en el entorno de la clase y proporcionarles las oportunidades para aprender «, dicen los investigadores.
«La conciencia también debe ampliarse más allá de los profesionales de la salud ocular e incluir los responsables de las políticas, así como a los docentes y la comunidad en general», dicen.

Hambre visual

El estudio se destaca por qué es tan importante realizar un examen ocular completo e integral por un optometrista. Cuanto antes se detecta y se diagnostica una ocular afección, antes se podrá abordar, corregir y controlar, dice Glen Steele, O.D., presidente de la AOA InfantSEE® y del Children’sVisionCommittee. InfantSEE es un programa de salud pública administrado por Optometry Cares®-La Fundación AOA.
El Dr. Steele viaja miles de miles al año en Estados Unidos y el extranjero, exponiendo el caso a los optometristas y los padres, insistiendo en lo esencial de la salud visual y la atención visual en los bebés. Profesor de optometría pediátrica a Southern College of Optometry en Memphis, Tennessee, el Dr. Steele está en una misión.
«Hay una cita que aprecio:» Un niño nace con hambre visual «, dice el Dr. Steele, citando un comentario atribuido a Arnold Gesell, MD, que fue coautor del histórico Diagnóstico del desarrollo con Catherine Amatruda 1941. los optometristas, en asociación con los padres, pueden alimentar este hambre.

«Incluido en el desarrollo infantil para principiantes, los ojos y la visión son los pioneros para que el bebé se expanda en el mundo que le rodea», añade el Dr. Steele.

Alimentando el hambre

Nunca es demasiado pronto para que los padres ayuden a apoyar el desarrollo visual de sus hijos.
«Para los padres, la preparación visual comienza en el momento del nacimiento», dice el Dr. Steele. «La preparación visual no acontece de forma aislada y necesita orientación y participación de un padre».

¿Qué pueden hacer los padres? El Dr. Steeleles recomienda:

• Ser interactivos y moverse con sus hijo durante el juego.
• Organizar el «tiempo boca abajo» para los bebés. No es sólo tiempo en el suelo. Es un momento maravilloso para explorar y satisfacer la curiosidad.
• Mírelo a los ojos mientras hace alguna actividad con ellos.
• Jugar a juegos visuales con bebés mientras los alimentan con alimentos sólidos, como mover el utensilio como un avión cuando se pone en la boca.
• Seleccione juguetes con diferentes tallas para empezar el desarrollo de las relaciones de tamaño.
• Realice la primera revisión con su optometrista de su bebé, entre los seis meses y un año.

 

Enlace al artículo en versión original de la American Optometric Association
Traducción Abstrat: Demandas visuales en las modernas aulas de educación primaria australianaspdf TraduccioAbstratAr_Esc.Australianas

Presentación y traducciones elaboradas por Sonia Pizarro Núñez
Diplomada en Óptica y Optometría
Miembro de la ACOTV

Referencia: http://www.acotv.org/es/blog/228-estudio-una-intervencion-temprana-puede-dar-dividendos-aula.html